El descuido por el cual atraviesan caminos vecinales ha sido una queja constante por parte de quienes conducen vehículos motorizados, algunos de ellos han sido olvidados completamente, y otros han sido modificados para llevar a cabo obras como lo es el ducto de la Maroma.

En este sentido un grupo de campesinos que habitan en los ejidos cercanos al proyecto de la Maroma, se manifestaron para dar a conocer su punto de vista por las condiciones en las que se encuentra el camino que conduce a Real de Maroma y el cual conecta a otras localidades.

Cabe destacar que no tiene ni un mes del trágico accidente que sufriera un motociclista en el camino que conduce a Tanque Colorado, lo que muestra lo peligroso que pueden resultar estos caminos.

Ganado de distinto tamaño se puede observar en caminos vecinales y, sobre todo en rutas que se han convertido de alto tránsito, generando una alerta para la población, en donde aumentan los riesgos para quienes circulan a través de vehículos sin conocer la existencia de estos casos.

En otros casos las carreteras y caminos vecinales se ven afectados cuando las fuertes lluvias se presentan, dejando algunos tramos intransitables para los vehículos y motociclistas que circulan por el lugar, además de que la maleza ya invade parte del camino.

Compartir

Dejar respuesta