CIUDAD DE MÉXICO.

El Ejército mexicano admitió este viernes que hubo «precipitación» en el operativo para capturar a Ovidio Guzmánhijo del narcotraficante Joaquín «el Chapo» Guzmán, hecho que desató horas de tiroteos y bloqueos en CuliacánSinaloa.

En el afán de obtener un resultado positivo. (El comando) actuó de manera precipitada con deficiente planeación y falta de previsión sobre las consecuencias», dijo el titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio Sandoval, en conferencia de prensa tras la reunión en Culiacán del Gabinete de Seguridad.

Este jueves, Culiacán estuvo sitiada por las balas durante horas tras el arresto por parte de un comando conformado por 30 militares y miembros de la Guardia Nacional, y su posterior liberación, de Ovidio Guzmán.

Compartir

Dejar respuesta