De manera sorprendente en nuestra ciudad existen personas o en este caso madres de familia las cuales aprovechan las becas de gobierno para comprar sus cosas o como dicen algunas “darse un caprichito”, lo triste es que es dinero otorgado para mejorar la calidad de vida en los más pequeños, ya que estas becas van orientadas para el pago de la mensualidad en guarderías y así puedan obtener un cuidado de calidad.

Se retiró el pago directo, debido a que se detectaron niños fantasmas, por lo cual se decidió pagar directo a cada tutor, lo que resultó recontra producente, porque no se dan los pagos, y no se tienen fondo para poder dar la alimentación diaria a todos los niños, viéndose afectados quienes sí pagan y en realidad ocupan una beca.

Comité de madres de familia, trabajan de manera conjunta para sacar adelante este problema y no sufrir de escasez en alimentos, por lo que cada semana se arman despensas de distintos productos para dar a los niños, a lo largo de la semana, lo que resulta otro problema ya que quienes no pagan se despreocupan ya que se encuentran más que seguros que a su hijo no le faltará nada aún y cuando deban más de una mensualidad.

Compartir

Dejar respuesta